martes, 22 de marzo de 2011

EDITORIAL

El rubro de la construcción se vio seriamente afectado en la pasada administración, en donde irónicamente se desarrolló la más extraordinaria etapa gubernamental de creación urbana, subrubana y de comunicaciones. El pero es que las empresas que construyeron todo, fueron unas cuantas, y las que se quedaron "viendo como el chinito", fueron las más.
Hoy, ante la ventilada que se da sobre las irregularidades que se cometieron en contra del erario estatal precisamente por constructoras, los empresarios del ramo de la construcción ponen el grito en el cielo, y reclaman que se den a conocer los nombres de los funcionarios implicados en este enorme abuso y tráfico de poder.
La realidad es que los nombres de los abusivos son encabezados por el ex gobernador Fidel Herrera Beltrán; luego también está en el actual Gobernador Javier Duarte, quien firmó, avaló y pagó en su calidad de Secretario de Finanzas; luego seguiría en la lista el ex secretario de Comunicaciones Marcos Theurel, hoy presidente municipal allá en el Sur del Estado y por último, Guillermo Herrera Mendoza, quien sigue en el mismo cargo de Secretario de Comunicaciones.
Qué decir de Clara Luz Prieto, ex contralora, de Salvador Mikel Rivera, ex procurador de Justicia y otros más.
La verdad es que la ventaneada es una cuestión política más que legal y nadie pagará nada, nadie será llevado a juicio; nadie será más exhibido y sobre todo, nadie será excluido de seguir prestando sus servicios al Gobierno.
Veracruz es el estado del "no pasa nada", y en donde si alguien es "amigo del Señor", con eso se garantiza su boleto permanente a la impunidad.

No hay comentarios: