jueves, 23 de febrero de 2017

AMLO, DESATINADA AFIRMACION



A CONTRACORRIENTE



por Manuel del Ángel Rocha

En una inaceptable aseveración, Andrés Manuel López Obrador en entrevista concedida al salir del Aeropuerto Heriberto Jara Corona del puerto de Veracruz, calificó de “maiceados” a los reporteros que le preguntaban sobre la incorporación a MORENA de personajes con participación en la vida pública estatal, en los gobiernos de Fidel Herrera y Javier Duarte. Algunos de ellos francamente deleznables. El 5 de febrero que López Obrador estuvo en la Plaza Lerdo, el diputado federal por Xalapa y ex candidato a la gubernatura Cuitlahuac García, anunció los nombres que se enlistaban a las 50 propuestas para el proyecto alternativo de nación, donde aparecían una serie de actores como el ex diputado federal del PAN por el puerto de Veracruz Rafael Acosta Croda, y el ex secretario general, también de ese partido Domingo Bahena Corbalá. 

En una nueva gira que realiza por Veracruz, AMLO fue cuestionado sobre la verticalidad de las gentes que se suman a su proyecto, pero por respuesta a los reporteros optó por satanizar las acciones realizadas por el gobierno de Miguel Angel Yunes Linares, no solo minimizado lo hecho, sino cuestionando la veracidad de las acciones, pero nunca contestó lo que se le preguntaba, que evidentemente fue criticado desde el mismo 5 de febrero en que dieron a conocer los nuevos nombres de MORENA. Yolanda Gutiérrez Carlin, ex directora del CEMAS de Xalapa, de la CAEV, del SAS de Veracruz-Boca del Rio-Medellín y de la Secretaria de Protección Civil con Javier Duarte, y con un serio cuestionamiento sobre la transparencia del manejo de los recursos en sus manos. Rafael Pérez Sánchez, siempre del PRI, hasta el pasado proceso a la diputación federal en que jugó como candidato “independiente”, que por supuesto muy pocos le creyeron. Militantes panistas, priistas, ex convergentes, fueron aceptados bajo el término de que “no importa de dónde vienes, sino a dónde vas”, externado por Cuitlahuac García, quien hizo el papel de presentador oficial. Pero también el dirigente tabasqueño secundó lo dicho por el hijo de Atanasio, “no vamos a aceptar que firme gente como Duarte, Yunes Linares, Fidel Herrera, Calderón, Fox, Salinas, Peña Nieto”, porque ha su decir, son quienes han empobrecido a la gente. 

Lo importante hoy para los militantes morenos, es saber si aceptarán a ex colaboradores de los personajes políticos descritos anteriormente, toda vez que su pasado es tan negro como el de sus ex jefes, todo ello aderezado en esa evidente imposición de Andrés Manuel, aun con la peor fama que cargan a cuestas los señalados. Qué dirán estos morenos, que señalaban a perredistas de traidores por firmar acuerdos electorales con el PAN, ahora que hacen firmar los “lineamientos básicos del proyecto alternativo de nación” a personajes que participaron de una u otra manera en la depredación de los recursos públicos de los veracruzanos.

¿Tendrá razón Pedro Arturo López Obrador de querer alejarse de su hermano y optar por el PRI, como lo hizo hace siete años en Puebla al ponerse la camisa roja y apoyar a Javier López, candidato del PRI a la gubernatura en aquel estado?. ¿O su abierta militancia en las filas de Héctor Yunes Landa apenas el año pasado, a cambio de la Oficialía Mayor en la SEV que le dieron a su esposa Jessica Moreno Torres?. ¿La segregación del hermano hace que la ambición haga acto de presencia para sacar provecho y explotar a través del tráfico de influencia del apellido, y obtener prebendas las que supuestamente combate el mayor de los López Obrador?. 

Pero al margen de lo anterior, AMLO se equivoca al generalizar su asevero de que todos los periodistas están “maiceados”, cuando tendría que precisar con nombres y apellidos a todos aquellos que sus enemigos hicieron inmensamente ricos. Fidel Herrera y Javier Duarte tuvieron y mantuvieron una caterva de periodistas consentidos, que de nada los volvieron millonarios. Si el tabasqueño quiere contribuir a la transparencia e incluso a formar democracia, debería, en su calidad de líder de una fuerza nacional, de “airear” la podredumbre en Veracruz y aportar nombre y montos de los periodistas “maiceados”, para que sea la sociedad quien emita su opinión pública, que también, y a fin de cuentas es quien dice la última palabra. 

Y precisar que en el pasado proceso electoral Miguel Angel Yunes Linares, tuvo que enfrentarse no solo a la montaña de dinero de Peña Nieto, Salinas, Fidel Herrera, Duarte, Héctor Yunes, sino también al crecimiento exponencial nada creíble de su candidato Cuitlahuac García, que la gente medianamente informada, no se la compra. Craso error de AMLO, generalizar y enjuiciar a la prensa sin presentar nombres. Su intolerancia y autoritarismo le harán perder influencia política, y lo peor, la aceptación de personas con pasados inconfesables, le harán perder militancia.

No hay comentarios: